domingo, 2 de julio de 2006

Canto a mí mismo...


Al Gabo Orihuela,
que me regaló este poema,
allá por los años en que nuestra
amistad comenzó a crecer...
¡Te re-quiero!





Me celebro y me canto,

y de aquello que me apropie te debes apropiar,

pues cada átomo que me pertenece también será tuyo.

Me entrego a la quietud e invito a mi alma a que
también lo haga,

mientras me recuesto a mis anchas a mirar un tallo de
hierba estival.

Mi lengua y cada átomo de mi sangre, se formaron de
esta tierra, de este aire,

y he nacido aquí, de padres cuyos padres aquí también
nacieron, lo mismo que sus padres.

A mis treinta y siete años y con una salud perfecta,

he empezado a vivir, y espero no dejar de hacerlo hasta
que muera.


Me he retirado de las escuelas y los credos,

me sirvieron y nunca he de olvidarlo.

Recibo el bien o el mal, permito que todo me hable sin
cuidarme del peligro,

hasta la naturaleza desenfrenada con su energía original

Walt Whitman
Leaves of grass

5 comentarios:

ilusa dijo...

las tres primeras líneas de ese extracto son muy lindas

Azul... dijo...

Ciertamente, de todos los versos del poema esos tres son tb mis favoritos

Gracias por la visita, Ilu, te dejé un par de comments en tu Blog

¡Besitos!

ilusa dijo...

Qué buen gusto tenemos entonces! =D
Muchas gracias por tus mensajes, te lo agradezco miles.
Visita mi blog cuando quieras =) Cuídate mucho!

Gabo dijo...

Querida amiga mia.

Si yo "... me celebro y me canto ..." es por haber logrado amigos como vos.

Que siguen cerca mia aunque enormes distancias pretendan separarnos.

Asi que desde esta habitacion de hotel en Bogota, te declaro como....

MI MEJOR AMIGA.

Un fuerte abrazo

Gabriel

Anónimo dijo...

Me gustaría que Gabriel te escuchara por un agujerito cuando hablas de él. No tengo el gusto de conocerlo en persona, pero por lo que dices de él, Mary, tienen una amistad preciosa, de las qu ete mereces, amiga.
Besos para las preciosas y para ti
Rosi